Cine

Star Trek XI

Con Star Trek El futuro comienza los amantes de la saga galáctica están de enhorabuena. Estrenada el 8 de mayo, es un puro entretenimiento desde sus primeras imágenes, no una pausa, ni nada que sobre, ni nada que falte. Pese a las dudas que muchos tenían sobre cómo se iba a lograr que esta saga renaciera de sus cenizas (basta ver las últimas entregas que pese a ser considerados películas de cine más bien era largometrajes de carácter televisivo) J.J. Abrams ha conseguido crear un mundo que si bien se basa totalmente tanto en los personajes como en los argumentos que los preceden, supone una renovación total del concepto de Star Trek gracias a un guión más perfectamente estructurado y bien pensado. Le acompaña unos actores perfectos en sus papeles, son jóvenes y su labor es tan buena que no rememoramos en ningún momento a los actores que una vez los interpretaron. Y eso es todo un logro. Además la banda sonora de Michael Giacchino es magnífica.

El director J.J. Abrams se enfrentaba a un gran reto, en principio no estamos ante una película con una trama y unos personajes desconocidos, pero teniendo en cuenta que es el responsable de películas como Misión Imposible III o más bien el creador de la estupenda Fringe y de la inquietante Lost, ya nos imaginábamos que la renovación sería total y con un toque muy propio. El guión está realizado por Abrams sy por Damon Lindelof. Para ello ha optado por contarnos algo que desconocíamos, cómo eran Spock, Kirk, y el resto de la tripulación en los comienzos de su carrera en la Confederación Galáctica. Los sitúa en la Academia Espacial, dando un toque muy juvenil al conjunto.
James Tiberuis Kirk (Chris Pine) es un joven delicuente de Iowa, granjero, que se mete en problemas cada dos por tres. Su padre murió en mismo día de su nacimiento y él se ha criado viviendo el total libertad. El descontrol domina su vida, y no duda en pelearse con los cadetes de la Academia Espacial. Allí se encuentra con un amigo de su padre que le reta a ser el hombre que su progenitor fue un día, Kirk no duda en aceptar el reto.
Por otra parte está Spock (Zachary Quinto) quien es mitad vulcaniano mitad humano, gran parte de su vida ha estado dominado por esa dualidad, y solo cuando alguien habla mal de su madre pierde el control, ya que la quiere demasiado y no permite que se habla mal de ella. Es el primer vulcaniano en ir a la Academia Espacial. Será el superior de Kirk.
Con ellos están otros personajes que los seguidores de la serie conocerán, tenemos al doctor Leonard McCoy (Karl Urban) quien se alista en la Confederación después de que su mujer se divorciara de él y se quedara con todo lo que tenía, según “el planeta entero”. Al principio tiene un miedo atroz a volar. El ingeniero Montgomery “Scotty” Scott (Simon Pegg) no aparece hasta bien entrada la historia, aporta un toque simpático y despreocupado, considerado como un científico loco. La oficial de comunicaciones Uhura (Zoë Saldana) quien no puede aguantar a Kirk y que guarda una curiosa sorpresa que nunca hubiéramos imaginado. Tenemos también al timonel Hikaru Sulu (John Cho) experto en combate cuerpo a cuerpo gracias a la esgrima, y Chekov (Anton Yelchin) joven prodigio ruso de 17 años que tiene un curioso acento. Contamos también con irreconocible Winona Ryder en el papel de la madre de Spock, y Ben Cross como su padre, el embajador Sarek.
Detacar la gran labor de todos ellos pero sobre todo de Chris Pine, y de Zachary Quinto, que está magnífico en su personaje de Spock, poco iba a imaginar yo que nada más verlo él sería “Spock” y no mi adorado Leonard Nimoy (quien por suerte también aparece)
No falta hablar del malo, pues sorpresa, es Eric Bana (Troya, Hulk) que está irreconocible, dando que su caracterización ha marcado que esté calvo, con orejas romulianas y una buena capa de maquillaje. Él persigue una venganza que hace que lo que una vez fue deje de ser (y no digo más para no destripar la película)
Star Trek me ha encantado, he disfrutado de su personajes, de sus efectos especiales, pero sobre todo de un guión estupendo que deja las puertas abiertas a nuevas aventuras. Quizá lo único que echo de menos es un Klingon, pero bueno lo dejamos para otra ocasión. Con suerte para el año que viene.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s