literatura, Novela histórica

La redención de Alexander Seaton, Shona MacLean

La redención de Alexander Seaton.

Shona MacLean

Editorial: Bóveda

Género: Intriga histórica

Saga: Alexandre Seaton I

Precio: 17,00 €

Encuadernación: Tapa dura

ISBN: 9788493668433

Banff, Escocia, en 1620

Un joven se tambalea por las viejas calles de la ciudad, ¿es un ebrio o su tambaleante caminar sugerir algo más siniestro? Cuando caer derrumbado, se descubre la verdad. El joven, sobrino del alcalde  se encuentra en la escuela de Alexander Seaton y tiene en su poder unos extraños mapas. Seaton es un maestro de escuela y no muy apreciado en la cuidad, debido a su deshonrosa relación con la hija de un noble. Por ello tiene pocos amigos, así que cuando uno de ellos, Charles, es acusado del asesinato, decide involucrarse y resolver el crimen. Se encontrará con la brujería, la crueldad, los prejuicios y la oscuridad del alma de los hombres. Paralelamente, Seaton comenzará lo que da título a la obra “la redención de su alma”.

Con esta novela se inicia la serie sobre Alexandre Seaton, cuyo sueño de ser pastor de la iglesia de Dios, desaparición cuando se enamoró de la hija de un aristócrata lo que le supuso la expulsión de la iglesia. A través de sus novelas irá recobrando la fe en Dios, en si mismo y comenzará a ser capaz de apaciguar a los demonios de su pasado.

La rendención de Alexander Seaton es uno de los libros que deseaba leer desde hace tiempo. Así que cuando por fin llegó a mis manos me dispuse a disfrutarlo.

Estamos ante una historia que nos sitúa en Escocia, a principios del siglo XVII en plena época de guerras religiosas, y donde el catolicismo, o mejor dicho los seguidores de la doctrina del Papa no eran bien vistos por las tierras de nuestro protagonistas por ser defensores acérrimos del protestantismo. Es importante aclarar este punto porque es una referencia destacadísima para entender mejor la novela.

Todo empieza cuando Alexander está con su viejo amigo el doctor, y su mejor amigo Charles, el profesor de música en una taberna del pueblo. Hace una noche terrible de tormenta así que entre sorbo y sorbo hablan del amor de Charles por la joven hija del herbolista/boticario que parece sentir aprecio por el sobrino del alcalde del pueblo, quien recientemente ha regresado a la ciudad después de estar unos años estudiando en el continente para ser el ayudante del padre de la joven. Charles se siente desanimado por el tiempo que pasan ambos jóvenes juntos. Después de una breve conversación, que es escuchada por oídos curiosos, Charles sale de la taberna para ir a descansar, y luego el doctor y Alexander hacen lo mismo. Pero el joven maestro se encuentra en su camino con un hombre que parece estar borracho, como está cansado y ha visto las dos hermanas que hacen la prostitución en la ciudad no le da importancia y se va a dormir a su cuarto, que está encima del aula donde da clase. Cuando despierta se da cuanta de que el hombre que él creyó borracho era el ayudante el  herbolista. Está muerto encima de su mesa. Cuando se da cuenta su amigo Charles está en la prisión acusado de matar al joven en un ataque de celos.

Esto es lo que pasa aproximadamente en las primeras páginas del libro. Siguiendo el hilo argumental que viene en la contraportada cuando se indaga más en la vida del joven asesinado  y se descubre entre sus posesiones  unos mapas precisos de la costa. Se desata el temor de que el sobrino del alcalde fuera un espía de España con la intención de dar a los enemigos un buen mapa del lugar para una invasión.  Alexandre deberá descubrir la verdad.

Este se puede decir que es el punto de partida de la novela a partir de la cual arrancaría una trama de intriga, donde Alexander, antiguo aspirante a predicador, ahora maestro deberá investigar para descubrir la verdad del asesinato y además poder alcanzar la paz de su alma.

Lo primero que debemos decir es que este libro no es de intriga. NO ES DE INTRIGA. Que lo califiquen así es una falacia porque la presentación de la trama, ya explicada en párrafos anteriores, corresponde a las primeras  cien páginas (si mal no recuerdo), la conclusión de la trama corresponderá aproximadamente a las últimas cincuenta páginas. Si hacemos cuenta tenemos que en una novela de 504 páginas entre ciento cincuenta y doscientas corresponde a la investigación del asesinato. ¿Y el resto? Pues el resto se lo tragan los problemas, perdón, la redención de nuestro protagonista. En estas páginas vamos descubriendo los motivos por los que este joven maestro fue vilipendiado en día en que pronunciaba su discurso para ingresar en la iglesia, los motivos que le llevaron para ser expulsado de lugar, y por qué no es bien visto en la ciudad. Es cierto que es  debemos conocer a un protagonista, es importante masticarlo, entenderlo, comprenderlo y hasta cierto punto perdonarle sus debilidades, pero aquí la autora opta por trazar diversos elementos religiosos de una manera que resulta sofocante.

Por otra parte me resultó gracioso que nos pusieran a los españoles como los malos de la historia como si una nuestras mayores preocupaciones fuera conquistas Escocia por muy hermosa que sea. También resulta “gracioso” se la parte mala en el ámbito religioso, es decir, ser papista mientras leo un libro donde por mi condición hubiera ido de cabeza a la hoguera. Pero eso no es lo importante, siempre conviene ver los diversos puntos de vista y aquí este libro nos permite hace lo desde la visión protestante.

El problema no es tener las dos condiciones peores según esta época: española y católica; el problema es que la autora se centra en exceso en las cuestiones religiosas hasta un punto que lo que hace es añadir páginas pero no contenido. Por suerte en mi caso con que me digan una vez una cosa ya me vale. Suelo tener muy retentiva, así que estar leyendo cada dos por tres la pobresdesgracia de Alexander sin que te digan la desgracia llega a cansar. Bien es cierto que se puede entender que se esconde tras esta decisión, la autora desea mantener el misterio, recodar que se ha olvidado de la trama de intriga que se corresponde con el asesinato, así que tendrá que hacerlo con respecto al misterio que rodea al protagonistas. Pero era de esperar que le aportara un poco más de vida, o de emoción porque llega a aburrir estar siempre royendo el mismo hueso. La cosa toma tintes ya absurdos cuando se descubre lo que ha hecho Alexander que en resumidas cuentas se dejo guiar por el corazón y  no por la cabeza, pero no es para tanto. Además el problema se lo buscó él mismo y su desgracia viene de su cobardía y de esa obsesión casi malsana de fervor religioso.

A pesar de todo ello me ha gustado Alexander creo que es un personaje al que se le puede sacar mucho más provecho, igual que la trama disipada por momentos y en las que podemos  escenas de mucha emoción y bien detallada. Es también destacable el manejo descriptivo de la época  desde el funcionamiento de la ciudad hasta las diferencias sociales, o comportamientos más domésticos.

La redención de Alexander Seaton ha resultado un tanto decepcionante más que nada porque yo misma elaboré en mi cabeza que estaría ante un libro histórico en la que se desarrollaría una investigación de asesinato, y que esta estaría bien detallada desde su comienzo. Quizá por eso me llevó más tiempo terminarlo y mientras lo hacía leía otros libros.

Y por cierto en una página británica se afirmaban que este libro gustaría a los fans de C. J. Sansom. Como fan absoluta de este autor, digo desde aquí que no. El estilo de Shona no tiene nada que ver con el de Sansom que domina la narrativa, los personajes y las situaciones como nadie. Y compararme a mi querido Shardlake con Alexandre, como que no.

Por cierto dos últimas matizaciones. Esta novela tiene una continuación, A GAME OF SORROWS que por ahora no está publicada en nuestro país. Suponemos que Bóveda la publicará el año que viene.

La segunda corresponde a la propia editorial. La parte exterior, portada y demás es perfecto pero deberían cuidar muchísimo más la traducción y la corrección. Hay en el texto multitud de frases mal construidas, en ocasiones cortadas, sin sentido y con errores muy graves de puntuación. No solo se debe cuidar lo que se ve a primera vista sino también lo que se lee. Al menos en este libro no he encontrado  palabras sin traducir como me pasó con otro de este misma editorial.

A GAME OF SORROWS 1849162441  SHONA MACLEAN

 

 

Anuncios

2 thoughts on “La redención de Alexander Seaton, Shona MacLean”

  1. A mi me gusto mucho, digo no es el mejor libro que he leído pero si lo leí rápidamente y quede con las ganas de leer la continuación, aunque por acá aún no llega

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s