Ciencia ficción, Fantástica, Serie, Televisión

666 Park Avenue, una de terror

En cuestión de números solemos tener ciertas supersticiones. No nos gustan los martes 13 -o viernes según el país- ni tampoco que ese número esté en una planta o en la puerta de la casa. Es bien sabido que hay hoteles que pasan de la planta doce a la catorce directamente. Otro número que nos da cierto reparo – al menos para los cristianos-  es el 666 por todo lo que implica con el diablo. El cine ha abusado de su simbología en numeras cintas, unas muy buenas y otras nefastas. Y la televisión no podía quedarse atrás. Y aquí entra 666 Park Avenue(ver ficha).

Si me tuviera que ir a vivir a Nueva York seguramente no me mudaría a un bloque de edificios que tuviera ese número, no porque sea excesivamente creyente, pero toco madera porque nunca se sabe.  Esta filosofía tan peculiar no fue tomada en consideración por Jane Van Veen (Rachael Taylor) y su marido, Henry Martin (Dave Annable) quien se trasladan a uno de los pisos que pertenece a lo señores Doran, Gavin y Olivia (Vanessa Williams) dueños de todo el edificio, el Drake. Jane, una joven arquitecta, será la encargada de vigilar que todo funcione bien dentro del bloque de pisos. Un trabajo ideal para ella que podrá investigar el viejo edificio e incluso participar en su reforma. Lo que no sabe es que Gavin Doran (Terry O´Quinn) no es lo que parece porque hace que los sueños y deseo de la gente se haga realidad a cambio de una serie de favores. Entre esos deseos está recupera a la esposa fallecida, ser un gran violinista…

666 Park Avenue es evidentemente una serie paranormal que vuelve a explotar la temática de edifico encantado de igual modo  a como lo hace Bedlman de la BBC o Pactar con el diablo, pero basándose en los libros de Gabriela Pierce.  Sus productores son los mismos que están detrás de Perdidos y Mujeres desesperadas así que estamos ante una serie que rezuma dinero. No se aprecia el cartón piedra por cada esquina y los efectos especiales están bien logrados aunque sean por el momento escasos, lo que nos hace suponer que se tratará más bien de una serie que explota el temor a lo que se esconde detrás de la puerta que el miedo más visceral.

Si hablamos de la trama, y a la espera de ver toda la serie completa -unos trece episodios – el primer episodio no ha estado mal pero muestra más de lo recomendable, en el sentido de que desde el principio se sabe quién es el malo y quién es el bueno, no deja en ningún momento algún resquicio de duda, está todo excesivamente bien estructurado. Aunque auizá lo más criticable es la previsibilidad de los personajes principales, sobre todo de Jane, que antes de que consiga el  puesto de encargada de mantenimiento ya la vemos husmeando por todas las esquinas y metiendo las narices donde nadie le llama en un prototipo de mujer del siglo XXI hecha a si misma y con ganas de triunfar.

La verdad es que echo de menos las series sobrenaturales en las que el espectador tenía que estar atento a lo que pasaba para entenderlo todo, pero parece que se últimamente están simplificando los contenido para adaptarlos a los más mentes más vagas que desconectan la parte más racional de su cerebro cuando están delante de una pantalla de televisión. O de cine, ya que estamos.

¿Es buena 666 Park Avenue? Mala no es, tiene buenos cimientos pero estos han aparecido demasiado pronto así que el contenido de los siguientes episodios deberá ser lo suficientemente redondo para no decepcionar.

Cosas buenas: que tiene buenos actores que cumplen muy bien con sus papeles. Se nota que es una serie de dinero y eso se aprecia en los pequeños detalles.

Cosas malas: las historias ya están esbozadas desde el comienzo y parece que se centrarán en unas cuantas parejas, la de los protagonistas, la del joven escritor y su mujer la fotógrafa, la de los dueños de edificio y algún que otro personaje suelto. Deberán usar mucha imaginación para no caer en la repetición de contenido  y en la tendencia a alargar tramas para hacer metraje. Aquí cuidado con los productores que ya los vemos venir.

Su estreno en los Estados Unidos no ha estado ni bien ni mal, aunque el USA today considera que lo más aterrador de la serie es imaginar el precio del alquiler de uno de los pisos del edificio. ¿Durará? Dependerá de lo que pase en los siguientes doce episodios.  Pues no ha durado mucho porque ha sido cancelada después de su primera temporada.

Clasificación: 6/10

Anuncios

1 thought on “666 Park Avenue, una de terror”

  1. Yo tengo dudas sobre si verla o no… Normalmente no suelo ver películas ni series de terror, pero la verdad es que esta serie me está llamando 🙂
    ¿Me la aconsejarías?
    Besotes!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s