Acción, Aventuras, Cine

El hombre de acero

superman

¿Qué es eso qué se ve en el cielo? ¿Es un avión? ¿Es un pájaro? No. Es Superman.

Creado por  el escritor estadounidense Jerry Siegel y el artista canadiense Joe Shuster en 1936, muchos lo consideran el padre de los súper héroes. Generaciones enteras han crecido con sus aventuras bien a través de la radio, los dibujos animados, series de televisión o películas para la gran pantalla, cuya gran apuesta fue a finales de los años setenta con Christopher Reeve como el héroe con la capa roja. Una serie de películas que fueron decayendo en calidad a medida que se aumentaba la numeración. Quizá por eso Superman fue un héroe que quedó relegado en el olvido durante décadas hasta que Bryan Singer dirigió Superman Returns, un desastre cinematográfico interpretado por Brandon Routh, un actor con la expresividad de una piedra aburrida de las vistas.

Personalmente no tenía mucha confianza en Superman como héroe de cine, quizá por culpa de la propuesta de Singer, quizá porque el propio héroe es demasiado héroe para poder luchar contra un enemigo que le hiciera justicia. En la pequeña pantalla con Smallville, no quedaba mal pero en la grande, sinceramente no lo consideraba con los mismos ojos con los que sigo a Ironman, a Thor, Hulk (la de Edward Norton porque la de Ang Lee es un tostón) o al Capitán América.  

Cuando se vuelve a hablar de llevar a Superman a la gran pantalla, no me extrañó mucho.  No era raro que se volviera a retomar al héroe considerando que todos los personajes de Marvel están arrasando en taquilla, llenando salas y permitiendo amasar fortunas con camisetas, juguetes, videojuegos… Lo interesante era ver qué hacían con la historia.

El hombre de acero está dirigida por Zack Snyder, que presenta una carrera basada en la acción. Gracias a él tenemos la maravilla visual de 300, la extraña y compleja Watchmen, Ga´Hoole la leyenda de los guardianes, o la caótica Sucker Punch. Todas películas en las que la imagen cobra viva más allá de la historia. Con estas referencias sabíamos que este nuevo Superman iba a contar con la espectacularidad que proporciona un director al que le gusta más que un niño un dulce, el uso de las nuevas tecnologías para crear escenas nunca vistas.

En cuanto al guión –no nos podemos apartar mucho de la historia creada hace tanto tiempo –está a cargo de David S. Goyer, una de las cabezas pensantes de la trilogía de Batman (El caballero oscuro: la leyenda renace) basado en una historia creada por él mismo y por Christopher Nolan (Origen, El caballero oscuro. La leyenda renace). Con semejante tándem es casi imposible equivocarse. Y así ha sido.

El hombre de acero nos cuenta la historia de Clark Kent (Herry Cavill) desde sus orígenes. Entendemos cómo se destruye su planeta natal y por qué sus padres tomaron la difícil decisión de enviarlo lejos. Descubrimos por qué el general Zod (Michael Shannon) es encarcelado con sus seguidores y cómo una vez liberado, decide ir a buscar a Kal-El, el hijo de Jor-El (Russel Crowe) y Lara Lor-Van (Ayelet Zurer). La historia es simple pero posee más profundidad de la esperada en este tipo de cine de héroes porque no sólo se intenta crear una película de aventuras con escenas de lucha y de acción que te mantengan pegado a la gran pantalla, sino que también se busca profundizar un poco en la personalidad de Clark. Sí, es un héroe, un extraterrestre pero ha crecido como humano, su padre en la Tierra Jonathan Kent (Kevin Costner) le ha dado una serie de valores que le permiten enfrentarse a los retos de la vida como súper hombre que esconde sus poderes. Pero eso no le libra del dilema al que se enfrenta. Tiene grandes poderes pero ¿debe usarlos? ¿Está el mundo preparado para él? Este tratamiento de Clark me recuerda a los dilemas a los que se enfrentó Bruce Wayne cómo Batman en la última de la trilogía. Como curiosidad Superman es el mejor amigo de Batman, y viceversa.

La película tiene dos partes bien diferenciadas. La primera es la de Clark, como “humano” normal que de vez en cuando realiza una acción valerosa que sacan a luz sus poderes. En este tramo descubrimos parte de su infancia a través de recuerdos en los que aparecen sus padres adoptivos, Jonanthan Kent y Martha Kent (Diane Lane). Es una parte tranquila, casi reflexiva, salpicada de vez en cuando con escenas de acción. Dado este tono gris que se refleja también en la iluminación y el entorno, no contamos con elementos graciosos. No te vas a encontrar con chistes, situaciones graciosas o diálogos divertidos porque tanto Superman como la historia en sí está tratada con seriedad.

La segunda parte corresponde a la del héroe -se agradece el cambio de vestuario porque lo de los calzones por fuera ya no se lleva, aunque la capa roja sigue molando  un montón pese a que en Los Increíbles la desdeñan por molesta- primero practicando un poco para desgracia de alguna que otra montaña, y luego luchando contra los de su propia raza cuando llegan para destruir a la humanidad. Aquí tampoco encontrarás elementos humorísticos.

No solo es buena la historia, sino que los actores están perfectos. Henry Cavill (Inmortales) hace un gran trabajo siendo tanto humano  como héroe. Amy Adams también cumpe con su labor como Lois Lane, la intrépida reportera; me ha gustado este personaje porque es una mujer que le gusta su trabajo, y es buena de ella, pero llegada la hora de la verdad sabe reconocer a veces lo importante no es tener un titular en la portada.  Michael Shannon como general Zod también sobresale; es violento, audaz y sus motivos para hacer lo que hacen están claros desde el principio: proteger a los suyos, pase lo que pase. En cuanto a los secundarios, como podemos ver tenemos un cartel de lujo, desde Russel Crowe, Kevin Costner, Diane Lane, Lauren Fishburne… Con ellos no podemos equivocarnos.

¿Recomendaría ver El hombre de acero? Si te gustan las películas de súper héroes es una cita obligada. Es muchísimo mejor que Ironman 3 estrenada hace poco. Y es diferente a las propuestas de otros héroes creados por Stan Lee, lo que la hace en cierta medida, más adulta.

Si no eres muy apasionado de este tipo de cine, también te digo que vayas porque no es todo violencia, acción y efectos especiales, detrás hay una historia, la de un niño extraterrestre que ha crecido en la Tierra y que debe enfrentarse a su pasado y a quién es realmente para poder encontrar su lugar en el mundo. Salvo el lugar del nacimiento, los súper poderes y el traje ajustado –que le queda de miedo a Cavill-, a todos nos toca lidiar con el mismo problema.

 Clasificación: 8,75/10

Te puede interesar

Django Desencadenado

Los Miserables

El Hobbit: Un viaje inesperado

Anuncios

1 thought on “El hombre de acero”

  1. Me gusta ver estas pelis, aunque más de una decepción me he llevado. Pero siempre les doy una oportunidad. Así que a ésta le tengo ganas. Y por lo que cuentas, esta vez no toca decepción.
    Besotes!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s