Acción, Cine

Non-Stop, sin escalas

sinescala

Hay películas que vas a ver al cine simplemente por el actor, porque éste, pase lo que pase, siempre consigue encauzar una historia aunque su argumento sea un despropósito.

Nial Neeson es uno de esos actores que curiosamente está haciendo las cosas al revés, pues pasados los sesenta se empeña en hacer películas de acción -generalmente protagonizadas por hombres mucho más jóvenes y musculosos- distanciándose un poco de sus primeros años de carrera. En cualquier caso nos viene muy bien porque gracias a su elección como protagonista se eliminan de golpe una serie de topicazos siempre presente en este género cinematográfico. Nada de mostrar musculatura, nada flexionar bíceps para resaltar los tatuajes, nada de relación amorosa a primera vista que no superaría una cita un sábado por la noche, nada de luchas imposibles en los que nadie se despeina… Nos ahorramos muchas cosas aunque otras, no. 

Non-Stop, sin escalas, dirigida por el español Jaume Collet-Serra, es la clásica cinta de acción que tienes que ver con la mentalidad muy abierta, porque esto te permitirá disfrutar de ella en su totalidad. ¿Y por qué digo ésto? porque antes de entrar en el cine, mi acompañante dijo que en este tipo de películas los malos siempre son o las viejecitas o los …Ya podéis imaginar que tenía razón, lo cual nos sirvió para echar unas cuantas risas por su clarividencia recién descubierta. Y pese a carecer de originalidad no podemos menospreciar la historia porque si bien se rige por los cauces habituales del cine de acción también tiene una serie de elementos que la hacen más aceptable de la media.  Previsible sí, aburrida no.

La película nos cuenta las peripecias de Bill Marks (Liam Neeson), un agente del gobierno que se encarga de viajar constantemente en avión para mantener la seguridad del aparato, los tripulantes y los viajeros. Su último trabajo implica ir desde los Estados Unidos hasta Gran Bretaña, por desgracia al poco de despegar recibe un mensaje en su móvil de uno de los pasajeros que le cuenta que matará a una persona cada veinte minutos si no le dan 150 millones de dólares. En su búsqueda del culpable contará con la ayuda de Nancy (Michelle Dockery) una de las azafatas, y de Jen Summers (Julianne Moore) una de las tripulantes. Pronto sucede el primer asesinato. Más o menos.

Esta es la trama. Como se puede ver no muy espectacular pero el hecho de que todo suceda en el avión le da un toque de urgencia muy inquietante porque cómo descubrir quién es el culpable si no tienes medios (pruebas de adn, huellas digitales…) para encontrarlo. Debemos añadir que Marks no es un personaje fácil porque no le gusta volar, su vida personal está destrozada, bebe más de la cuenta, carece de delicadeza y en ocasiones arregla las cosas a golpes, pero pese a todo ello es fiel a la verdad y a su idea de justicia, que le hacen esforzarse por atrapar a un asesino sin escrúpulos. No hay nada novedoso en Marks pero Liam Neeson logra darle una gran profundidad, otorgarle vulnerabilidad y fortaleza al mismo tiempo. Ha hecho un gran trabajo.

Los demás personajes son mucho más tópicos que el protagonista, sin embargo los actores que lo interpretan logran que el personaje, pese a todas las limitaciones que tiene, tenga cierto encanto.  Personalmente me gustó mucho Michelle Dockery, como azafata sobrepasada por las circunstancias. Julianne Moore, simplemente cumple con perfección su papel de mujer de carácter que arrastra un pasado difícil. Como curiosidad está la actriz  Lupita Nyong’o (12 años de esclavitud), reciente ganadora de un Óscar, como una de las azafatas del vuelo. 

Teniendo en cuenta todo lo dicho, queda claro que Non-Stop, sin escalas es una película que con otros actores posiblemente no valdría la pena ver, y eso que tiene momentos divertidos, tiernos (en el avión está una niña pequeña con un oso inglés de peluche), de intriga (aquí aparece la anciana), de suspense, y cuenta con bastante acción. Pero el guión es flojo, y si bien, arranca con fuerza se va desplomando poco a poco, aunque de una forma bastante elegante, de modo que el resultado general es que si bien es no es una película de notable, tiene un suficiente alto. Como añadido decir que una hora y media larga así que no se hace nada pesada.

Personalmente me ha gustado, he pasado un rato divertido, y no me importaría volver a verla, aunque esta vez en la televión.

Anuncios

1 thought on “Non-Stop, sin escalas”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s