«Una chica como ella», Marc Levy. Una comedia deliciosa y romántica pero no irresistible.

Sin duda Marc Levy es uno de los escritores franceses más conocidos gracias a sus ligeras novelas románticas ambientada en París o Nueva York. Es uno de esos escritores que te tienen que gustar o de lo contrario lo tienes que leer con la mente muy abierta puesto que hay que considerar que sus historias son clasificadas de deliciosas, románticas e irresistibles. Lo que podría ser considerado como noño por ciertos lectores. Noño según la Real Academia de la Lengua tiene varias acepciones, siendo la primera: Dicho de una cosa: Sosa, de poca sustancia. Y para que negarlo, Una chica como ella entra de lleno en esta definición, es una historia sosa y de poca sustancia aunque ciertamente es una comedia deliciosa y romántica. Pero no es irresistible.

Estamos en Nueva York, e un edificio de gente adinerada que aún tiene conserje y un ascensorista. En este caso dicho ascensorista, es Deepak, un hombre de huyó de la India con Lali, la mujer que amaba para huir de las presiones de la rica familia de su amada. Lleva casi cuarenta años de ascensoristas y tiene par de sueños aún por cumplir. Un día descubre que su misterioso sobrino, Sanji, va a viajar a Nueva York, y que su mujer le ha ofrecido que viva con ellos durante su estancia. Pero Sanji no va a Nueva York como un pobre inmigrantes, sino que va a realizar un importante negocio tecnológico con ciertos inversores. Sanji no se ve en la tesitura de decirle a su tía que él es bastante rico y que no necesita su ayuda financiera. En cualquiera caso Sanji se ve metido de lleno en el trabajo de ascensorista en el edificio donde trabaja su tío, pero para él no es un problema porque allí vive Chloé, una joven de la que se ha enamorado.

Una chica como ella es una novlea muy peculiar, puesto que no siempre se ve una protagonista que presenta una incapacidad física. Desde el principio sabemos que Chloé está en una silla de ruedas pero no sabemos el motivos. La trama principal se entrelaza con sus narración, así que poco a poco nos vamos enterando todo lo que ha tenido que pasar desde aquel terrible día. Nuestra protagonista ha intentado seguir con su vida, aunque muchas cosas para ella se han perdido, pero ella sigue luchando, y ese carácter emprendedor, que desafía con frecuencia sus propias limitaciones hacen de ella un buen personaje principal. En cambio Sanji, es más tranquilo, parece que nada le molesta o irrita, y a pesar de que tiene un peculiar enfrentamiento con su familia por cuestiones económicas, no se rinde ante sus sueños, que persigue de un modo pausado pero seguro. Si Chlóe es un torbellino, Sanji es una calma desesperante. Quizá por eso hacen buena pareja, aunque la verdad es que yo los veo más como amigos muy cercanos que como enamorados. Sinceramente no he podido creerme de todo su historia de amor, en ciertos momentos es un poco forzada y demasiado repentina.

En cualquier caso además de la pareja protagonista también hay un buen puñado de secundarios, entre los que destacan Deepak y su esposa. El resto de personajes si bien son relevantes para el desarrollo de la trama no destacan mucho a parte de ser demasiado característicos del lugar. O see, en cualquier edificio que se precie tiene que haber una vecino borrachín, una pareja muy ruidosa en sus encuentros nocturnos, una anciana adorable, un matrimonio que causan siempre problemas…

Lo que hay que considerar es que esta no es una novela que pertenezca a la gran literatura, es una novela que Mark Levy puedo escribir tranquilamente en una semana porque no hay nada profundo en ella. La trama de equívocos carece de sentido, los personajes son muy irreales y los diálogos son de los que te provocan dentera. Sinceramente nadie habla así. Los diálogos son tan literarios que carecen de realismo y eso lastra a los personajes. La parte policial te provocan un levantamiento de ojos… pero así son los libros de Marc Levy. Es su estilo, de modo que o bien lo adoras o lo desprecias. Yo me quedo en un término medio en el sentido de que este tipo de novelas solo las puede leer cuando estoy de muy buen humor y busco algo ligero.

¿Lo recomiendo? Sólo si te gusta este tipo de literatura, en caso contrario su superficialidad podría irritarte demasiado.

UNA CHICA COMO ELLA

Mark Levy

Romance, comedia.

360 páginas, publicado Noviembre 2011 por HarperCollins Ibérica

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s